PREPOSICIONES PROPIAS: 

Las preposiciones propias en nuestra lengua son las siguientes: a, ante, bajo, con, contra, de, desde, durante, en, entre, hacia, hasta, mediante, para, por, según, sin, sobre, tras.

Las preposiciones como cabe y so son hoy consideradas arcaísmos, palabras antiguas que ya no se utilizan.

 

- Cabe se ha sustituido por junto:

“ Estoy cabe la entrada”.

“Estoy junto a la entrada”.

 

- So se ha sustituido por bajo:

“ La revista está so el mueble”.

“ La revista está bajo el mueble”. 

 

Por otra parte algunas de ellas suelen agruparse entre sí:

                       

Por entre

De entre

Tras de

De por

Desde por

A por 

 

- LA PREPOSICIÓN A: 

· Construcción a + infinitivo como complemento de un nombre:

Estas construcciones son cada vez más utilizadas en nuestra lengua debido a su brevedad. Conviene evitarlas. 

Ejemplo: “Son muchos los aspectos a tratar en la reunión”; “Son muchos los aspectos que hay que tratar en la reunión”. 

·        Construcción a + sustantivo como complemento de otro sustantivo:

Otro galicismo incorrecto sería poner la preposición de en lugar de a.

      Ejemplos: máquina a vapor, transistor a pilas, televisión a color, etc. 

Todavía no se acepta el uso de esta construcción a pesar de estar muy extendido ya que en algunas frases si se elimina a, el significado puede ser ambiguo. Por ellos su uso nos parece justificado.

Ejemplos: “Ana fue a por todas”.

                             “Ana fue por todas”.

                             (Si eliminamos a el significado es ambiguo)            

En algunos casos la presencia de la preposición es relevante y su uso no es incorrecto.

Ejemplos: “Esperé a que me lo dijeran”.

                             “Esperé que me lo dijeran”.

                             “He visto a alguien por esa calle”.

                            “ María va a hablar”. 

La preposición a en estructuras comparativas: 

A menudo no se tiene del todo claro el empleo de a como elemento introductor de un segundo término de comparación o el empleo de la conjunción subordinante que.  

-         Con el verbo preferir y la construcción ser preferible

· Se usa a y no que cuando se comparan dos sintagmas nominales o dos nombres. 

      Ejemplo: “Prefiero jamón que queso”; “Prefiero jamón a queso”.  

· Al comparar dos adjetivos puede emplearse tanto a como que

· Pueden utilizarse ambos, cuando se comparan dos secuencias oracionales con infinitivo, en el caso de que no se eluda el infinitivo del segundo término. 

      Ejemplo: “Prefiero comer pescado a (que) comer carne”. 

En caso de que se eluda el infinitivo del segundo término, sólo es posible que

Ejemplo: “Prefiero comer pescado a carne”; “Prefiero comer pescado que carne”. 

Se utiliza que, en el caso de que se intercale no. 

Ejemplo: “Prefiero comer pescado a no carne”; “Prefiero comer pescado que no carne”. 

Todo lo dicho para el verbo preferir, también puede aplicarse a la construcción ser preferible.

                                                   

- LA PREPOSICIÓN ANTE:

No se debe emplear ante por contra, con o a ya que significa “delante de” o “en presencia de”.

Ejemplos: “El Villarreal C.F. se enfrenta hoy al Betis”.

                             “El Villarreal C.F. se enfrenta hoy con el Betis”.

 

- LA PREPOSICIÓN BAJO:

Son incorrectas expresiones como las siguientes:

Ejemplos: “Bajo el punto de vista”.

     “Bajo encargo de”.

 

- LA PREPOSICIÓN CON:

En ocasiones se emplea indebidamente con en lugar de otra preposición.

Ejemplo: “He pensado con vosotros”.

                             (Incorrecto)

 

      - LA PREPOSICIÓN  CONTRA:

Se considera un vulgarismo utilizar contra en lugar del adverbio cuanto.

Ejemplo: “Contra más estudio más apruebo”.

                            (Incorrecto) 

Además es preferible el uso de “por el contrario” y no “por contra”.

 

- LA PREPOSICIÓN DE:            

            Algunas adiciones indebidas de la preposición de

- “De motu propio”- « motu propio », las expresiones en latín se construyen sin preposición. 

- “Dado de que”- “Dado que”, es un dequeísmo ya que se trata de una locución conjuntiva. 

- “Deseaba de haber ido”- “Deseaba haber ido”, la secuencia de infinitivo es complemento directo. 

-         Es demasiado de tonto”- “Es demasiado tonto”, el adverbio demasiado no se construye con de

            La preposición de en estructuras comparativas: 

Hay que diferenciar entre el empleo de la conjunción que o de la preposición de en correlación con los cuantificadores más y menos en estructuras comparativas.  

Ejemplos: 

-         Se utiliza de siempre que el antecedente-referente sea el núcleo de comparación: 

· Sustantivo (núcleo de comparación): “Compré más libros de los (libros) que me habían mandado en la escuela”.( no: “...que los que me habían mandado en la escuela”.) 

· Adjetivo (núcleo de comparación): “Esa chica es más guapa de lo (guapa) que era tu novia” (no: “...más guapa de lo que era tu novia”.) 

·Adverbio (núcleo de comparación): “Conduce peor (=más mal) de lo mal que conduce su padre” (no: “...mejor que lo que conduce...”). 

- Se utiliza que siempre que el relativo se refiera a un antecedente y éste no sea el núcleo de comparación.

  

-         LA PREPOSICIÓN DESDE:

 En alguna ocasión sustituye incorrectamente a otras preposiciones: 

Ejemplo: “Ha sido criticado el Estatuto desde los responsables del Gobierno”; “Ha sido criticado el Estatuto por los responsables del Gobierno”.

  

-         LA PREPOSICIÓN DURANTE: 

Debe evitarse en las construcciones “llevar + gerundio”, que ya engloban el carácter semántico de durante

Ejemplo: “Llevo cuidándome durante tres días.”; “Llevo cuidándome tres días”).

  

-         LA PREPOSICIÓN EN

Se usa incorrectamente en en lugar de otra preposición o del adverbio como. 

Ejemplos: “Te veré el lunes en la tarde”; “Te veré el lunes por la tarde”.

“Traducir en varios idiomas”; “Traducir a varios idiomas”.

  

-         LA PREPOSICIÓN ENTRE

Se debe evitar su uso como adverbio por cuanto. 

Ejemplo:”Entre más como, menos engordo”; “cuanto más como”). 

 

-         LA PREPOSICIÓN HACIA: 

Es anglicismo el empleo de hacia por ante, con, para con

Ejemplo: “Tuvo una mirada reacia hacia su chica”; “Tuvo una mirada ante su chica”).

  

-         LA PREPOSICIÓN PARA

Algunos errores frecuentes son los siguientes: 

 “Te daré una medicina para los mareos”; “Te daré una medicina contra los mareos”

“Aquí anuncian pastillas para el catarro”; “Pastillas contra el catarro”.

  

-         LA PREPOSICIÓN POR:  

Ejemplos de algunos de los errores que cometemos: 

“Hubo un intento por resolver el problema”; “Hubo un intento de resolver el problema”. 

“Atravesar por una fuerte crisis”; “Atravesar una fuerte crisis”. 

 

-         LA PREPOSICIÓN SOBRE

Ejemplos de algunos errores:           

“El Valencia lleva seis puntos sobre el Madrid”; “El Valencia lleva seis puntos al Madrid” 

“En el examen saqué ocho puntos sobre diez”; “En el examen saqué ocho puntos de diez”.